viernes, 11 de noviembre de 2011

Arde las heridas.

Nunca se debe jugar con los sentimientos. Con ninguno de ellos.
Porque cuando el karma se digne a tomar las riendas vas a quedar con el culo pal Norte.
Y si no sabes manejar la culpa del no saber jugar este juego, deja que la gente adulta si lo sabe hacer.
Arden las heridas.
Arden la traición.


Arde No te va a gustar




Tengo el disfraz, no la manera
De que me quieras otro rato más
Me olvidarás como a cualquiera
Como algún día me dejaste entrar
No puedo darte mi vida
Yo no tengo la salida, ni la solución
Arden las heridas
Arde la traición
Arden las mentiras
Van directo al corazón.
Quise esperar lo que otros esperan,
Pero yo no soy de reclamar
No me conformo con lo que sea,
Pero algún día me dejaste entrar.
No puedo darte mi vida
Yo no tengo la salida ni la solución
Arden las heridas
Arde la traición
Arden las mentiras
Van directo al corazón.

3 comentarios:

  1. Ufff... "cuando el karma se digne a tomar las riendas" sé de alguno que también quedará culo al norte....

    Lo peor de todo, es tirarle barro a eso que hasta ese momento se sentía tan limpio, tan puro...

    te entiendo, te sigo, lo siento a diario... lo único que es positivo... es que las heridas tarde o temprano sanan... y llega un día en que hasta la cicatriz se borra...

    besos :)

    ResponderEliminar
  2. Lo gracioso es que esta escrito hace años y escuchando el otro dia este tema me acorde que lo tenia olvidado.

    Las cicatrices superficiales siempre se borran.

    Besote gigante.

    ResponderEliminar
  3. Avanti! Nos duelen cosas eternas, incluso tan históricas que ni las hemos vivido.
    La cuestión es tratar de seguir y pasarla sin tanto dolor. ANALGESICOS!!!!!

    Tal vez lo diga por que como tantos no he quedado afuera de mucho dolor, pero NO quiero más!
    Abrazo Levi!

    ResponderEliminar